Hoy les hablaremos de las averías a la carta de las empresas, asunto que persistentemente se repite en los ascensores de muchas comunidades de vecinos en España. Hemos encontrado varios casos donde la empresa mantenedora ha entregado un presupuesto para reparar una presunta avería, que una vez reparada y cobrada la factura, el ascensor sigue presentando EL MISMO problema. Obviamente porque la avería real no era la presupuestada, reparada y cobrada, si no otra, por la que se pasa un nuevo presupuesto, haciendo creer al cliente que se trata de una nueva avería.

Esto que parece de película de terror es real y pasa cada día miles de veces en nuestro país, y digo en nuestro país, porque en cualquier otro esta práctica es un delito. Le preguntamos vía correo electrónico al sindicato FEEDA, a la empresa implicada la corporación KONE, a partidos políticos, al departamento de industria, y a todas las empresas del sector, si esto era normal. Reproducimos a continuación parte de la carta y algunas preguntas realizadas a las partes:

¿Es esto una práctica habitual en todas las empresas?

¿O sólo en la corporación KONE?

¿Saben si alguna empresa en la Historia ha reconocido un diagnóstico erróneo, o siempre se lo cargan al cliente?

¿Quien salvaguarda los derechos de los clientes? Ya sabemos que el sindicato FEEDA no lo hace. ¿Lo hace alguien?

¿Es legal la cláusula de los contratos que obliga al cliente al sometimiento total de la empresa?

¿No es una cláusula abusiva?

¿Piensan que todo vale en aras de los beneficios?

¿Donde quedan los derechos del cliente ante estos abusos denigrantes?

¿El sindicato FEEDA, ha pensado alguna vez en los derechos de los usuarios? ¿Cuándo fue?

Insistimos., es que esto es muy fuerte: Se están pasando presupuestos de cambio de piezas que nada tienen que ver con las averías reales, y una vez cambiada la pieza, como la avería sigue, se pasa otro presupuesto de otra pieza, en este caso tampoco tiene nada que ver, pero se factura y se cobra. ¿De verdad encuentran lógica esta práctica?. Esto lo hace la multinacional KONE. Menos mal que los médicos no actúan del mismo modo. ¿Se imaginan esta profesionalidad en la medicina? O sea, que te duele la cabeza y te cortamos una pierna… Te sigue doliendo la cabeza y te cortamos una mano. En el sector de los ascensores hay mucho chorizo armado con tablet y muy poca vergüenza. Hay que tener cuidado con los diagnósticos de las averías preventivas y correctivas, te están metiendo la mano en la cartera y tu ni te enteras de la realidad, que no es otra que sacarte el dinero y de paso destrozar la instalación.  Estas situaciones son muy malas para los vecinos que las padecen, ya que el ascensor en vez de ser una ventaja, algo que te facilita la vida, te la complica y de que manera. El ascensor al final acaba siendo una pesadilla para muchas comunidades que ven como es una carga, un lastre, una maquina tragaperras. Además sometidos a la voluntad de la empresa y a los criterios de esta. Que te dicen que se estropeó la placa. ¿Alguien sabe si es verdad? Que levante la mano. Los clientes son el eslabón mas débil y están sometidos al criterio de la empresa sin remedio. Esto que pasa en nuestro país no pasa en el resto del mundo. ¿Por qué? Somos los mas tontos? ¿O tenemos los políticos más corruptos? Algo tiene que ser, no puede ser que un sector que mueve 3.000 millones de euros actúe como la mafia. Sin control.

Y lo peor de esta situación, no es la falsedad en el diagnóstico ni la estafa del presupuesto, lo peor es que el ascensor estuvo una semana fuera de servicio, en un edificio donde la mayoría de propietarios son personas jubiladas con problemas de movilidad. Esto es un chantaje al que algunas empresas del sector someten a los clientes. Indigno de un país avanzado como este.

¿Donde está esa falsa y engañosa publicidad del sector, que se llena la boca diciendo  que todo lo hace para facilitar la movilidad? ¿Donde están las autoridades? ¿Por qué se permite este chantaje a nuestros mayores? ¿Podemos decir que estamos ante un sistema mafioso? ¿Podemos hablar de auto sabotajes contra los clientes?

¿Quién controla estas situaciones en las que siempre la victima es el cliente?

¿Donde está la ética de la que tanto habla el sindicato FEEDA?

¿Donde está la ética de las empresas del sector?

¿Creen ustedes que los clientes tienen derecho a saber lo que ocurre en el sector?

¿A quien beneficia el sistema impuesto desde el sindicato FEEDA y las empresas asociadas?

Me gustaría saber si alguien controla este tipo de prácticas tan habituales del sector. Está claro que se ha venido engañando a los clientes durante años. Y ustedes… ¿Van a seguir mirando para otro lado?

¿O piensan controlar este saqueo continuado a los más débiles?

Usted como cliente y propietario de un ascensor tiene derecho a saber como esta las cosas en el sector, si usted se ve reflejado en los timos que publicamos, no lo sufra en silencio como las almorranas, cuenta con nuestro apoyo.

Fernando Calderón

avatar
  Suscríbete  
Notificar de