Los vecinos de este edificio de la calle Eugenia de Montijo en Carabanchel, Madrid ya no pueden más. Pagaron 170.000 euros por un ascensor de la marca Orona, pero la construcción no se ha podido acabar por culpa de un arbusto. Sí, sí, como lo oyen, resulta que hay un arbusto colocado donde se debería construir parte de la estructura del ascensor y Orona dice que no puede finalizar la construcción sin el permiso del departamento de medio ambiente del ayuntamiento de Madrid, organismo que como se pueden imaginar no hace si no dar largas dejando a los vecinos esperando, con una obra a medias y a los más mayores sin poder salir a la calle. A continuación veremos un fragmento de reportaje emitido por Telemadrid

En este caso tenemos claro que una vez más los funcionarios no hacen bien su trabajo, ya que no les costaría nada dar el permiso para retirar ese arbusto y que la obra se finalizara. Pero en la noticia emitida por Telemadrid no se habla en ningún momento de la responsabilidad de la empresa del ascensor, en este caso Orona, que probablemente convención a los vecinos de la necesidad de instalar un ascensor, consiguió un contrato de 170.000€ que ahora no puede finalizar por culpa de un arbusto que lleva ahí años. ¿Acaso Orona no sabía que ahí había un arbusto y que les iba a suponer un problema a la hora de acabar la instalación? ¿Acaso Orona prefirió amarrar los 170.000€ aprovechando la buena fe de los vecinos y dejar que pasara lo que ha pasado? Total a ellos que la obra esté parada les da igual, ya tienen el contrato y la pasta. Que sean los vecinos los que se peleen con el Ayuntamiento… Pues lamentamos decirles señores de Orona que esto no es así. Antes de firmar un contrato con una comunidad deberían haberse cercionado de la viabilidad del proyecto, no es de recibo dejar a los vecinos en esta situación y lavarse las manos.

En este caso es un arbusto, pero pueden ser unos cables o una licencia. Para lo único que tienen prisa las grandes corporaciones es para amarrar el contrato y empezar la obra, si luego no se puede terminar… mala suerte. El colmo de la desvergüenza.

Seguiremos informando.

avatar
  Suscríbete  
Notificar de