El amianto se usó durante años en construcciones por todo el país, pero en esa época no se conocían sus peligros.

Según la Organización Mundial de la Salud, “Todos los tipos de amianto, también conocido como asbesto, causan cáncer de pulmón, mesotelioma, cáncer de laringe y de ovario y asbestosis (fibrosis de los pulmones). La exposición al amianto se produce a través de la inhalación de fibras que se encuentran en el aire del lugar de trabajo, el aire cercano a puntos de producción, como fábricas que trabajan con amianto o el aire del interior de viviendas y edificios que contienen partículas fraccionadas de amianto. Además, miles de muertes pueden atribuirse a otras enfermedades relacionadas con el amianto, como así también a exposiciones a este material que no están relacionadas con el lugar de trabajo”

En esta ocasión hablamos con representantes de Avida, Asociación de Víctimas del Amianto, sobre la situación de los afectados y la respuesta de la administración.

avatar
  Suscríbete  
Notificar de